lunes, 17 de febrero de 2020

DEBA Y CONCEJO ABIERTO PIDEN AL AYUNTAMIENTO DE SANTANDER QUE RENUNCIE A LA INSTALACIÓN DE 19 FAROLAS EN EL MIRADOR DE MATALEÑAS, POR VULNERAR LAS CARACTERÍSTICAS Y USOS DE UNA FRANJA LITORAL DE EXCEPCIONAL VALOR PAISAJÍSTICO

DEBA Y CONCEJO ABIERTO PIDEN AL AYUNTAMIENTO DE SANTANDER QUE RENUNCIE A LA INSTALACIÓN DE 19 FAROLAS EN EL MIRADOR DE MATALEÑAS, POR VULNERAR LAS CARACTERÍSTICAS Y USOS DE UNA FRANJA LITORAL DE EXCEPCIONAL VALOR PAISAJÍSTICO La actuación municipal pretende instalar 19 farolas de 8 metros de altura a lo largo de la carretera semicircular que atraviesa la zona contigua a la Campa de Mataleñas, por considerar que actualmente carece de ningún tipo de iluminación. El proyecto municipal supone la expansión indiscriminada de actuaciones propias de espacios urbanos céntricos densamente habitados, en lugar de considerar si determinadas zonas naturalizadas de borde litoral y alejadas del núcleo de la ciudad, como es esta, deben o no ser iluminadas. La actuación es contraria a los usos y demandas de la población: esta actuación evidencia el desconocimiento y la falta de aprecio del equipo de gobierno, hacia la consolidada valoración positiva de la población usuaria de toda esa zona, por sus posibilidades para actividades vinculadas al disfrute de los valores naturales y paisajísticos, precisamente por conservar todo este entorno su carácter de sosiego y placidez: características que el proyecto de iluminación arruinaría definitivamente. El proyecto es contrario a un modelo de Ordenación Territorial acorde con las tendencias actuales: en todos los países occidentales, y cada vez en más ciudades españolas, la tendencia es de naturalizar las ciudades incorporando e integrando en los espacios urbanos, zonas de carácter rural o natural. Con esta actuación el ayuntamiento de Santander, orienta su política en la dirección opuesta: transformar en artificiales los espacios más naturales, incluso aquellos de borde costero y aspecto netamente rural, convirtiéndolos en espacios sub-urbanizados, con farolas de 8 m de altura propias de autovías y polígonos industriales. Para una buena ordenación del territorio urbano y el mantenimiento de los valores ambientales del paisaje y de la calidad de vida de la población, es fundamental establecer una adecuada gradación de usos, en lugar de intervenir uniformemente sin diferenciar la distinta vocación y función estratégica de los diferentes espacios que integran el municipio- Por tanto las franjas verdes naturalizadas en los bordes litorales, deben preservarse con todas sus características, por ser los espacios más adecuados y equilibradores en la transición de los núcleos densamente habitados hacia la costa. La introducción de las 19 farolas supondrá la primera fase de una irrupción de elementos y materiales urbanos totalmente incompatibles con la zona, agrediendo y rompiendo la continuidad y las características de esa franja.
La iluminación de este tramo vulnera los criterios y principios del Plan Especial de la Red de Sendas y Caminos del Litoral: todo el tramo costero que va desde El Chiqui hasta Mataleñas y Cabo Mayor, pertenece al GRL-32, como parte de la Senda Litoral Europea. La instalación de farolas en un vial rodeado de prados afectados por esta senda, se opone a los criterios generales establecidos para este tipo de sendas. Al ser un vial inmediatamente colindante a la red de sendas establecida por el Gobierno de Cantabria, por el principio de colaboración entre administraciones, lo lógico es aplicar los mismos criterios que se utilizan en las zonas de caminos y sendas litorales de este tipo para toda Cantabria. Resulta evidente, que el equipo de Gobierno del ayuntamiento de Santander se niega a aprender la lección de la desastrosa actuación de “urbanización” de la Senda Costera, cuya ejecución ha debido paralizarse por la fuerte oposición popular a la misma. El proyecto aumentará innecesariamente la contaminación lumínica. Aparte del injustificado gasto energético, la iluminación acabará con una de las pocas zonas libres de contaminación lumínica donde aún pueden observarse los paisajes nocturnos directamente: hecho que lo convierte en un entorno más singular todavía. La escasez de esta posibilidad en la mayor parte de la ciudad, hace aún más necesaria preservar esa franja de la injerencia lumínica. La instalación de farolas atraerá otro tipo de usos incompatibles con el carácter específico de la zona, pudiendo fomentar actividades claramente indeseables. En efecto, un espacio de acceso rodado directo e iluminado, cercano a grandes y alejadas campas costeras, es un fácil reclamo para la concentración nocturna de coches, la improvisación de actividades tumultuosas, ruidosas o perturbadoras, fiestas y botellones, con la posibilidad de favorecer indirectamente el aumento de accidentes por la proximidad de elevados acantilados. Por todo lo anteriormente expuesto, la Plataforma DEBA y el CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER, piden al equipo de Gobierno Municipal y a todas las fuerzas políticas del ayuntamiento, que rechacen y eviten la instalación de farolas en el mirador de Mataleñas, para garantizar las condiciones de ordenación del territorio más favorables a la conservación de esa excepcional franja costera, y asegurar el disfrute de la misma y el mantenimiento de la calidad de vida a todos los habitantes de la ciudad. Santander 17 de febrero de 2.020 Plataforma D E B A, CONCEJO ABIERTO DE SANTYANDER

martes, 30 de julio de 2019

DEBA Y CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER RESPONSABILIZAN A LA AUTORIDAD PORTUARIA DE PERMITIR UNA AGRESIÓN INJUSTIFICADA A LA BAHÍA, AL AUTORIZAR UN GRAN PANTALÁN FLOTANTE FRENTE A LA BOCANA DE PUERTO CHICO

La autoridad portuaria de Santander ha aprobado recientemente un absurdo proyecto de pantalán flotante de 966 metros cuadrados frente a la bocana de Puerto Chico, para atracar 9 embarcaciones más. Es paradójico que el organismo responsable de velar por el bien común que es la bahía, sea precisamente el que autorice esta innecesaria agresión sin fundamento al paisaje de la misma. Hay que recordar a la Autoridad Portuaria que en la bahía de Santander también está el puerto deportivo de Marina del Cantábrico, que tiene vacíos gran parte de los atraques para embarcaciones de más de 15 metros de eslora: lo que hace injustificable la colocación de una isla flotante de 996 metros cuadrados frente a Puerto Chico para conseguir 9 puestos de atraque destinados al uso de un club privado. El proyecto ha evitado la trasnparencia informativa, para eludir mejor la participación ciudadana: así en la publicación del BOE de 15 de abril de 2.019 se cita que el otorgamiento de la concesión administrativa al Real Club Marítimo de Santander, al sur de la dársena de Molnedo, será “con destino a la instalación de unos pantalanes flotantes para atraque de embarcaciones deportivas”, sin dar detalle alguno de sus dimensiones o del impacto visual que produce. Sin embargo, el Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria en sesión de 24 de junio de 2.019, acordó aprobar por 25 años una concesión al Real Club Marítimo, en la que sí se rebelaban ya los detalles concretos del polémico dique-rompeolas gigante de 966 metros cuadrados. A pesar de afectar este proyecto a un área tan sensible como la dársena de Molnedo, que constituye una de las zonas más emblemáticas y visibles de la bahía de Santander, no tiene informe de evaluación ambiental. Según establece el análisis que hizo el Instituto de Hidráulica, “con respecto a los efectos colaterales de la nueva obra es evidente que cualquier cambio en la geometría actual de la dársena de Molnedo, presentará cambios en la respuesta energética, visual, ecológica, etc. en su entorno. Por ello es recomendable presentar un análisis detallado de cada uno de estos posibles cambios, evaluar su magnitud de impacto a corto y largo plazo”. Análisis que no acompañó a la petición, pese a lo cual, la Autoridad Portuaria otorgo la concesión al Real Club Marítimo de Santander. La Autoridad portuaria de Santander está actuando en este caso de manera reprobable, nada ejemplar e impropia de un organismo que debe estar al servicio del interés público. En lugar de colaborar en la formación de una mesa de gestión integral de la bahía con participación ciudadana, que armonice y compatibilice usos diversos, sigue gobernando la bahía a su capricho, priorizando las demandas de algunos particulares frente al interés general de todos los ciudadanos. Lo que constituye un insulto a la ciudadanía de Santander. Martes 30 de julio de 2.019 Plataforma DEBA, CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER

martes, 15 de agosto de 2017

Carta a la alcaldesa

Carta abierta a la alcaldesa de Santander "Es más que evidente que las causas del desplome del edificio de la Calle Sol 57 están en el propio Ayuntamiento, concretamente en su equipo de gobierno y en los funcionarios responsables, así como en los “amigos de alguien”. Enviar a un amigo Carta abierta a la alcaldesa de Santander08-08-2017 Distinguida Señora: Finalizados los actos y festejos de la Semana Grande de 2017 que todo el mundo ha halagado y valorado positivamente, hay que reconocer que la ciudad de Santander ha sido muy afortunada en esta ocasión, ya que el derrumbe del edificio de la Calle del Sol nº 57, ocurrido el día 19 del pasado mes de julio podía haber marcado el inicio de una Semana Funesta, como otras varias que han sido en esta ciudad en las últimas décadas, pues no es el primer derrumbe de un edificio que se produce en Santander generando luto y dolor. Por suerte, en este caso, gracias a los desvelos y preocupación de los propios vecinos del inmueble, unido a la profesionalidad de la Policía Local y del Cuerpo de Bomberos Municipal, no se han producido desgracias personales y la ciudad ha podido celebrar sus días de fiesta con alegría. Bien es verdad que no a todas las personas y familias santanderinas les ha sido posible participar en la fiesta, ya que sus viviendas, su hogar, con todas sus pertenencias, recuerdos e ilusiones, han desaparecido, transformándose en un montón de escombros, o han tenido que abandonarlas ante el riesgo de su posible derrumbe. Para ellas, todo nuestro mayor afecto y apoyo. Con el derrumbe del nº 57 de la calle del Sol se añade un elemento más a la ya larga lista de casos similares, no muy lejanos en el tiempo y de triste memoria para la ciudad, ya que en alguno de ellos además de las pérdidas materiales se han producido pérdidas irreparables de vidas humanas, como ocurrió con el Hotel Bahía o el edificio del Cabildo de Arriba, de tal manera que la ciudad de Santander empieza a destacar por la excesiva frecuencia de tragedias de este tipo producidas en los últimos años. Por supuesto que ante el derrumbe de un edificio de viviendas (15), como el que se ha producido en vísperas de la Semana Grande de Santander y frente a la tragedia humana que ese hecho supone, lo primero es la seguridad de los ciudadanos y la ayuda a los afectados. Pero esa ayuda necesaria y loable, no nos debe hacer olvidar que en este caso no se ha producido un accidente casual, ni su origen es fruto de un fenómeno de la Naturaleza, sino que por el contrario, era un riesgo temido por los propios residentes que denunciaron reiteradamente al Ayuntamiento. Pero sorprendentemente, los diferentes servicios municipales implicados no tomaron las medidas de protección y cautela necesarias e imprescindibles, para evitar una desgracia como la que finalmente se ha producido. Frente a la antedicha “desidia municipal”, somos conscientes que ahora, que ya ha sido posible que los técnicos examinen la zona afectada, puede suceder que los informes técnicos redactados “ex profeso”, vengan a concluir que la culpa del derrumbe fue un presunto golpe de picachón de más, dado de forma descuidada por un obrero, o que el propio edificio, de repente se ha pretendido suicidar, así desaparecerían las responsabilidades y se obtendría un precioso y céntrico solar para llevar a cabo el próximo pelotazo urbanístico, como también ha pasado en otras ocasiones. Desgraciadamente ya van siendo demasiadas las ocasiones en las que predomina el nepotismo y el tráfico de influencias en el funcionamiento de los servicios del Ayuntamiento, más propio del siglo XIX que de una “Smart City” del siglo XXI, (como ejemplo, la diligencia mostrada por el Servicio de Obras y Arquitectura concediendo una nueva licencia al promotor frente a cada presentación de denuncia por los vecinos. Y por si eso no fuera suficiente, es muy sorprendente que en una ciudad como Santander, una ORDEN DE PARALIZACION URGENTE DE OBRAS se lleve a cabo con tanta lentitud y negligencia: que su notificación y entrega queda sin ninguna eficacia, dando lugar a los desgraciados hechos consumados origen de esta carta). Es más que evidente que las causas del desplome del edificio de la Calle Sol 57 están en el propio Ayuntamiento, concretamente en su equipo de gobierno y en los funcionarios responsables, así como en los “amigos de alguien”. Ya contamos con que nadie va a asumir sus responsabilidades, (ni presentar su dimisión, aunque sea por dignidad). Por eso Sra. Alcaldesa, queremos advertirla que más vale que empiece, con la mayor celeridad y eficacia, en “desescombrar la responsabilidad municipal”, al tiempo que le recordamos la necesidad, conveniencia y obligación que tiene de tomar las medidas necesarias para depurar responsabilidades y que situaciones como esta, no vuelvan a producirse en nuestra ciudad. No olvide que en su condición de Alcaldesa está incluida la asunción de todas las responsabilidades por la inadecuada e incorrecta actuación del Ayuntamiento. Agradeciéndola la atención prestada y a la espera de su pronta y eficaz intervención, como servidora principal de los vecinos de la Ciudad de Santander, al objeto de conseguir una adecuada protección y cuidado de sus intereses, reciba un cordial saludo. Santander 7 de agosto de 2017 CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER

sábado, 20 de mayo de 2017

Charla en Campogiro sobre la Remonta

VECINOS DE CAMPOGIRO TEMEN DERRIBOS, TRAS AÑOS SIN PODER HACER REFORMAS 18 DE MAYO DE 2017. POR OSCAR ALLENDE Los vecinos de la zona de Campogiro temen que se vayan a producir derribos de viviendas en su zona después de años en los que se les ha impedido realizar obras de rehabilitación. Es un temor que expresaba en EL FARADIO DE LA MAÑANA de ARCO FM Ricardo Mora, presidente de la Asociación de Vecinos de San Joaquín, de la zona de Campogiro-La Remonta. Porque la ‘agenda urbanística’ tiene este viernes una cita importante, la charla sobre el parque de La Remonta. (Precisamente esta zona de Santander es una de las áreas a las que fueron a parar los expulsados del incendio de Santander del 41). Será a las 20.00 horas en los locales parroquiales de Campogiro, presentado y moderado por Concejo Abierto de Santander, el movimiento que agrupa a las distintas plataformas vecinales y sociales de la capital cántabra. Parque de La Remonta Recientemente se ha abierto en las antiguas instalaciones militares el parque de La Remonta, tras unas obras adjudicadas por baja temeraria a cargo de Teginser, constructora sucesora de los antiguos dueños del Racing (la misma a la que se le ‘perdonó’ una multa por los retrasos en la plaza anexa al centro cultural Doctor Madrazo con la lluvia como excusa). Pero el proyecto no incluía sólo un parque, sino la construcción de viviendas protegidas dentro del propio espacio, que es el principal punto de debate entre vecinos y colectivos como el propio Concejo Abierto. Desde la apertura, y ante la experiencia de otras movilizaciones de barrios de Santander afectados por proyectos urbanísticos (el Prado San Roque, el Pilón o la senda costera), la asociación vecinal está recogiendo críticas sobre aspectos como la poca superficie del parque, la poca cantidad de bancos durante su recorrido o la amplitud del paseo. “Es una finca preciosa, pero la actuación se ha quedado corta”, señalaba el representante vecinal, que recalca que la actuación de las viviendas protegidas parece “exagerada” en una ciudad que tiene muchos pisos vacíos. Pero además, llamaba la atención sobre las peculiaridades de una zona “problemática” con viviendas antiguas a las que durante años se les prohibió hacer reparaciones. Y ahora se les están pidiendo certificaciones de viabilidad que les hacen temer que vayan a llegar declaraciones de ruina, advertía. En la charla de este viernes intervendrán dos de los principales activistas urbanísticos y conocedores del PLAN GENERAL: Son Jesús Molinero, arquitecto y urbanista, miembro de DEBA (la plataforma en Defensa de la Bahía de Santander), y Carlos García, activista de la asociación ecologista ARCA (la organización cuyo recurso llevó a la anulación del Plan General de Santander por su deficiente planificación del abastecimiento de agua, anulada por la Audiencia Nacional en una sentencia conocida por el Ayuntamiento antes de la redacción de este instrumento urbanístico). También participará Eduardo Manzanares, arquitecto, miembro del Grupo Alceda y autor de una infografía sobre cómo quedaría el parque de La Remonta si se levantaran las viviendas proyectadas. INCENDIOTURISMO

domingo, 12 de marzo de 2017

El Concejo Abierto de Santander solicita a la Corporación que modifique el diseño del parque de la Remonta y evite que este modelo siga expandiéndose en la ciudad

CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER EL CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER SOLICITA A LA CORPORACIÓN MUNICIPAL QUE MODIFIQUE EL DISEÑO DEL PARQUE DE LA REMONTA Y EVITE QUE ESTE MODELO SIGA EXPANDIENDOSE EN LA CIUDAD El Concejo Abierto de Santander se dirige a todos los grupos municipales, (equipo de gobierno y grupos de la oposición), para solicitar que se eliminen los exagerados viales desarrollados en el Parque de La Remonta, ya que debido a su inadecuada superficie y trazado han ocasionado graves daños a un suelo de alta calidad natural, al paisaje y a las posibilidades de disfrute propias del parque para los vecinos de Santander. A pesar de que Santander se caracteriza por una realidad urbana densamente construida, con excesiva proliferación de pavimentos duros de baldosa y hormigón en los espacios públicos, se llega al extremo de cometer el abuso de hormigonar incluso el prado de La Remonta, cuyo suelo constituyó, desde antiguo, la parcela agraria más productiva y valiosa del municipio. El elemento esencial de un parque, es el natural, formado por praderas y arbolado. En La Remonta se agrede a la pradera con anchísimas e innecesarias avenidas de hormigón rectas y angulosas, proyectadas por la misma empresa que diseñó el Parque de Las Llamas, (cuyo diseño original fue ampliamente contestado teniendo que ser corregido antes de ejecutar la obra), y que ha demostrado por segunda vez que ni conoce, ni entiende, ni respeta el paisaje característico de Cantabria ni las necesidades de los santanderinos. La Ciudad de Santander, capital de Cantabria, niega una vez más, como antes lo hizo en Las Llamas, el paisaje de la verde región atlántica a la que dice representar. Estas cosas pasan, cuando los políticos deciden sobre urbanismo de espaldas a la ciudadanía y sin participación social alguna. Por todo ello, proponemos recuperar el modelo de parques como espacios de naturaleza en el medio urbano, como ocurre en La Magdalena o Mataleñas, y contratar para ello a profesionales paisajistas, que entiendan y traten adecuadamente a nuestros parques y den solución a las necesidades y aspiraciones vitales de los vecinos de Santander, que son los que utilizan los parques además de ser sus “propietarios”. Así mismo, ante la evidencia de que los parques diseñados por Batlle i Roig Arquitectes, son fundamentalmente obras de carácter constructivo y orientados a zonas degradadas de tipo mediterráneo, en los que se evidencia la incompatibilidad con el principio de que los parques constituyan islas de naturaleza en la ciudad, se solicita que la empresa responsable del proyecto, (Batlle i Roig Arquitectes ), no siga interviniendo en el diseño de parques y zonas verdes de nuestro municipio, por lo agresivo e inadecuado del modelo que aplican. Miércoles, 08 de marzo de 2017 CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER Página 1 de 1 concejoabiertosantander@gmail.com http://concejoabiertosantander.blogspot.com.es/

sábado, 4 de marzo de 2017

DE LO JUSTO A LO INDIGNO EN UN BORRADOR

CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER DE LO JUSTO A LO INDIGNO EN UN BORRADOR El 24 de octubre del 2016 Cantabria creó un importante precedente a nivel estatal, incluso puede decirse una grandiosa victoria de contenido social y humano. Estamos hablando de Planeamiento Urbanístico y, más concretamente, del reconocimiento del Derecho al Realojo y Retorno ante cualquier actuación expropiatoria. No olvidemos que numerosos barrios de Santander están en el punto de mira del Plan General del Ayuntamiento y por tanto, sus vecinos pueden ser víctimas del desalojo de sus viviendas. Hasta dicha fecha, Cantabria solo contemplaba el Derecho al Realojo en caso de expropiación forzosa de la vivienda. Sin embargo, ante otros tipos de sistemas de actuación urbanística (compensación y cooperación entre otros), el ciudadano expulsado de su hogar se encontraba directamente en la calle, con un simple “justiprecio” ridículo e insuficiente para poder comprar otra vivienda. Es decir, te pasabas muchos años de tu vida trabajando para pagar tu hipoteca e impuestos, pensando en jubilarte dignamente en la vivienda de tu propiedad, en tu hogar, pero si tenías la gran mala suerte de que el Planeamiento Urbanístico del Ayuntamiento decidía que había que “reformar” tu barrio y por ello tirar tu casa, te daba a cambio una cantidad irrisoria de dinero (justiprecio) para que rehicieses tu vida en otro barrio. Y digo otro barrio, porque no te podías permitir un piso nuevo, mucho más caro, en tu antiguo barrio donde tenías tu casa y tu vida. Hasta el 24 de octubre, esto era así. Pero en tal fecha, tres partidos políticos de Cantabria, a pesar de tener ideologías políticas distintas (Podemos, PP y C´s), decidieron que la vulnerabilidad de los cántabros ante cualquier acto de expropiación de sus viviendas se tenía que acabar, al contrario que el PSOE y el PRC que se desentendieron del tema. Estos tres partidos políticos sí demostraron tener conciencia social y política, y lo demostraron aprobando en el Parlamento Cántabro, a través de una modificación de la Ley del Suelo, el Derecho al Realojo y Retorno para todos los cántabros. Con esta modificación se conseguía, por fin, lo que es de justicia. Te daban vivienda por vivienda sin gastos adicionales y en el mismo barrio o muy próximo a éste, y además en régimen de vivienda libre, no de protección oficial. Pero no solo se contemplaba las viviendas, también incluía a locales comerciales o negocios en las mismas condiciones que las viviendas. Es decir, que si te echaban de tu casa o negocio, tenías derecho a otra vivienda o local en el mismo barrio o proximidades y sin coste alguno. Pues bien, este gran logro para los cántabros ha sido pisoteado por el Ejecutivo de Cantabria. Para el PSOE-PRC, los santanderinos y cántabros no nos merecemos tal derecho. En el mes de enero, hace unas semanas, ha salido el borrador del anteproyecto de la Ley de Ordenación Territorial creado por el bipartito, en el que las condiciones del derecho al Realojo y Retorno son bastante más injustas para la ciudadanía, pero no para los promotores. En dicho borrador de ley el Realojo consiste en pagar por otra vivienda, Página 1 de 2 concejoabiertosantander@gmail.com http://concejoabiertosantander.blogspot.com.es/ CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER si tienes la suerte de disponer de efectivo o poder pedir un crédito bancario, sin asegurar que sea en el mismo barrio y sin la certeza del Retorno en todos los casos de expropiación, a su vez, nada se menciona respecto de los negocios o locales comerciales afectados. Es decir, las condiciones que propone el bipartito dejan mucho que desear para los vecinos de esta comunidad autónoma. Eso sí, los promotores inmobiliarios estarán mucho más contentos que los vecinos, ya que en la mayoría de los casos no se tienen que hacer cargo de los realojos ni de la suerte de los expulsados. Lo cual nos hace preguntarnos al servicio de quién está el Gobierno Regional PSOE-PRC, se consideran partidos políticos “progresistas” y “sociales”, pero sus actos dicen todo lo contrario. Con esta futura ley del suelo, están sentenciando la vida de muchos cántabros, igual que hizo el Consistorio del Ayuntamiento de Santander planificando un Plan General abusivo e injusto para muchos barrios santanderinos y para la propia ciudad. Santander 2 de marzo de 2017 Concejo Abierto de Santander

domingo, 12 de febrero de 2017

PRESENTACIÓN PÚBLICA DEL CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER

PRESENTACIÓN PÚBLICA DEL CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER El CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER se presenta públicamente como un foro de vecinos y asociaciones diversas, que tiene como objetivo fomentar la participación ciudadana y conseguir una planificación urbana de Santander al servicio de la calidad de vida de sus habitantes, y no de las ambiciones económicas de los promotores inmobiliarios como ha venido ocurriendo hasta ahora. El Concejo nace como forma de cubrir la necesidad del ejercicio real de los derechos democráticos de la población ante la política de rechazo y exclusión total de la participación ciudadana por parte del equipo de gobierno municipal del Ayuntamiento de Santander, que evita a toda costa que los vecinos puedan informarse, opinar, proponer y decidir sobre aspectos de gran trascendencia y decisivos para el futuro diseño de la ciudad; a fin de no tener dificultades en seguir imponiendo sus proyectos pensados para beneficio exclusivo de una minoría de agentes especulativos. Con los lemas “Otro Santander es posible” y “Santander para vivir”, El CONCEJO ABIERTO pretende conseguir un urbanismo ambientalmente sostenible, social y solidario con el resto del territorio de Cantabria. Por ello, apoya y propone nuevas ideas urbanísticas para que el diseño de la ciudad tenga como objetivo central y prioritario mejorar la calidad de vida de sus habitantes. Como propuestas concretas formulamos entre otras: 1.- La articulación del espacio urbano en grandes corredores verdes Peñacastillo-La Remonta. 2.- La unificación ferroviaria-Varadero-La Magdalena, vaguada de Las Llamas desde el Sardinero a Cazoña, praderas de la costa norte y senda costera natural 3- La preservación de zonas libres estratégicas excluyendo la construcción en las mismas (Varadero, Estaciones, Frente Marítimo). 4.- Mantener como equipamiento social y zonas verdes los espacios libres que vayan apareciendo en la ciudad consolidada, la distribución de grandes y pequeños parques naturalizados por todos los distritos de la ciudad. 5- El mantenimiento de una importante superficie de suelo rural de reserva en la zona norte. 6- El crecimiento de la ciudad con densidades moderadas y establecer un límite realista de crecimiento de población, para no agotar el suelo y los recursos. Para lo cual, la sustitución de los edificios existentes por nuevas edificaciones deberá mantener las alturas y superficies originales, sin incrementarlas. El CONCEJO ABIERTO valora muy positivamente la reciente anulación del Plan General de Ordenación Urbana deSantander, porque ofrece la oportunidad de poder repensar el modelo de ciudad que queremos, cómo se debe de actuar en el futuro, y poner fin a los disparates urbanísticos que se han venido repitiendo en Santander en los últimos 70 años Cabe recordar que desde la celebración de las primeras elecciones municipales democráticas hace 37 años, los partidos tradicionales de la oposición municipal no han priorizado ni procurado el cambio hacia un modelo urbanístico al servicio de los intereses generales de la gran mayoría de la población, sino que han actuado como cómplices pasivos de unas prácticas urbanísticas al servicio de unos pocos, que han ido degradando la ciudad progresivamente. Ha llegado el momento de que todos los partidos de la oposición actúen en coherencia con sus compromiso electorales y demuestren en los hechos si están dispuestos a luchar y poner en práctica un urbanismo democrático y participativo para Santander, o prefieren mantener las actuales prácticas que excluyen y relegan a la población, para priorizan el seguir contemplando el territorio de la ciudad como un mero solar al servicio de los promotores. En coherencia con nuestros objetivos, la presentación pública del CONCEJO ABIERTO constituye la ocasión idónea para presentar públicamente la campaña: “LA REMONTA PARQUE, ¡¡ CONSTRUCCIÓN NO !!” que pretende informar y sensibilizar a la población de la importancia de evitar la masiva construcción de viviendas en La Remonta, y la necesidad de incorporar este espacio estratégico a una red de grandes parques y corredores verdes a establecer en la ciudad. La campaña se apoya en el reparto de miles de folletos informativos, así como la realización de actos participativos para los vecinos en distintos locales de la ciudad. Hacemos un llamamiento a los vecinos de Santander y a la ciudadanía en general, para que tomen conciencia de la importancia de mantener La Remonta libre de edificaciones apoyen esta campaña y se unan a las iniciativas y actos del Concejo Abierto de Santander. Santander 3 de febrero de 2.017 CONCEJO ABIERTO DE SANTANDER